SERMÓN DE MONSEÑOR LOYA. DOMINGO XIIº DESPUÉS DE PENTECOSTÉS

Luego de hablarnos el domingo pasado de la plaga de los pecados de la lengua, insiste Monseñor Merardo Loya, ahora desde un punto de vista positivo del mandamiento, en el precepto de la caridad que nos obliga, incluso, a amar a los enemigos.

Un sermón de necesidad para todos.